Belém

La capital del estado de Pará es una de las más antiguas de Brasil y está llena de atractivos, bellezas y encantos.

Belém tiene playas y selvas, patrimonios históricos y modernos puntos turísticos. Todo adornado con la intensidad paraense (del estado de Pará) de olores, sabores, costumbres, sonidos y la alegría tropical de su gente.

Cuando caminas por Belém, uno de los puntos imperdibles para conocer es la Estación das Docas. El complejo turístico y cultural tiene un poco de todo: gastronomía, cultura, moda y artesanía. Ahí puedes acompañar una presentación de carimbó, una danza típica de origen indígena e influencia africana.

Otro atractivo imperdible es el Mercado Ver-o-Peso, que es un punto turístico y cultural de la ciudad, donde encuentras frutas, artesanía indígena y marajoara, pescados de la región y muchas otras opciones. En el Mercado, puedes degustar gran parte de las iguarias de la cocina paraense, como el açaí, fruta típica de la Amazonía; unha de caranguejo, un manjar con relleno de la carne del crustáceo; y también el tacacá, un caldo con goma de yuca, hojas de jambu y gambas secas.

Estação das Docas, complejo turístico en Belém

Uno de los más grandes referenciales de cultura e historia del estado es el Complexo Feliz Lusitânia. Entre museos, palacetes y mansiones, hay bellas construcciones de la época, donde es posible percibir la influencia portuguesa en Belém. El complejo posee diversas atracciones, una es la Catedral da Sé, inaugurada en 1771. Es desde ahí que parte una de las más grandes procesiones religiosas de Brasil: el Círio de Nazaré, que se lleva a cabo todo segundo domingo de octubre. En la Cidade Velha, puedes ir al Parque Mangal das Garças, que alberga centenas de pájaros acuáticos, como garzas y tuiuiús, y también puedes visitar el mirador para el río Guamá.

Para los que les gusta la aventura, una buena opción son los senderos por la selva y los paseos en bote, pues Belém está ubicada en la región amazónica. Algunas islas tienen playas increíbles como la Praia do Mosqueiro y la Praia de Alter do Chão, que está en la ciudad de Santarém. Las playas formadas por ríos, o en el litoral atlántico, o, aún, en igarapés, son idóneas para los que quieren disfrutar del sol de Pará. Los paseos en bote son una buena opción para los que quieren conocer otras playas o islas de la región, como la de Marajó, la cual está llena de bellezas naturales increíbles.

Belém es, sin lugar a dudas, uno de los destinos brasileños que tienen diversos atractivos que agradan a todos los tipos de turistas.

Avião | Aeroporto
+55 (91) 3210-6000
El Aeropuerto Internacional de Belém (BEL) recibe vuelos nacionales directos desde grandes capitales brasileñas, además de vuelos internacionales desde Miami, Caiena, Lisboa y Paramaribo. 

Autobús
+55 (91) 3266-2625
La estación de autobuses Terminal Rodoviário de Belém recibe líneas intermunicipales e interestatales.

Embarcaciones
+55 (91) 98895-6563
La ciudad tiene una excelente estructura de transporte fluvial. El puerto Porto de Belém se conecta con otros destinos del norte de Brasil, como Manaus, Santarém y Macapá.

Autobús
Belém posee cerca de 14 rutas de autobuses que conectan del área norte al área sur de la ciudad. Confiere el plano de las rutas en Vialoc, empresa responsable del transporte.

Vehículo Personal o Alquilado
Puedes alquilar un coche para pasear por Belém y conocer otros destinos más cercanos del estado.

Embarcaciones
Algunas empresas de turismo ofrecen paseos en bote para conocer la Selva Amazónica, la orilla de Belém, algunas comunidades ribereñas y algunas islas. Los paseos más tradicionales salen de la estación Estação das Docas.

Taxi | Aplicaciones de Transporte
Andar en taxi o utilizar aplicaciones de transporte es una de las opciones más cómodas de moverse por la ciudad.

Teléfonos Útiles

Secretaría de Turismo de Pará:
+55 (91) 3110-5000

Vigilancia policial Turística:
+ 55 (91) 3212-0883
+55 (91) 98123-1178

Policía Militar: 190
Servicios de Emergencia – SAMU: 192
Bomberos: 193

Voltaje

110V

Clima Local

Belém es una de las capitales más lluviosas del país, con clima caliente todo el año. Los meses más lluviosos son de febrero a abril. Los mejores meses para visitar la ciudad son de agosto a noviembre, cuando llueve menos.